Receta de Empanadillas dulces de queso

Los dulces, el manjar de los dioses

Las empanadillas y empanadas, son sin ninguna duda,  una de las recetas más conocidas. Solemos hacerlas rellenas de cualquier alimento, de pescado, de carne, de verdura…

Pero las que son mucho menos conocidas, son las dulces. Sin embargo, no hay que dejar de probarlas porque son tan ricas que no serás capaz de dejar ni una sola en el plato.

No son aptas para dietas de adelgazamiento

Eso si, si llevas una dieta de adelgazamiento es recomendable que ni las pruebes, porque puedes mandar tu dieta muy lejos en cuestión de segundos.

Pero yo por mi parte te recomiendo que no te amargues la vida y las pruebes, no te arrepentirás.

Para unas 6 personas

Dificultad: media

Tiempo: 1 hora 

Ingredientes:

Para el relleno:

  • 2 huevos
  • ½ kg de queso fresco
  • 2 cucharadas de ricotta duro rallado
  • 100 g de azúcar granulado
  • ½ cucharadita de canela molida
  • 2 cucharadas de mantequilla derretida

Para la masa:

  • 220 g de harina
  • 200 ml de leche
  • 125 g de mantequilla troceada
  • una pizca de sal
  • 1 cucharadita de esencia de vainilla

Para decorar:

  •  azúcar glas (para espolvorear)
  • canela molida (para espolvorear)

Preparación:

Para preparar el relleno.

En primer lugar, separar las yemas de las claras y reservar las segundas.

A continuación, batir las yemas y mezclarlas con los quesos. Incorporar el azúcar, la canela y la mantequilla derretida. Mezclar bien hasta conseguir una masa espesa. Dejar reposar.

Para elaborar la masa.

Lo primero es tamizar la harina y la sal en un cuenco. Añadir la mantequilla y mezclar con las manos para integrar bien todos los ingredientes.

A parte, batir las claras reservadas con la vainilla, e incorporar la mezcla al cuenco de la harina. Mezclar todo e ir añadiendo leche hasta conseguir una masa suave y elástica.

Después, tomar porciones de la masa y formar bolas medianas (que quepan en la palma de la mano). Amasar hasta conseguir circunferencias del diámetro aproximado de un vaso de agua.

Disponer una cucharada de relleno en el centro de cada circulo de masa. Humedecer el borde del círculo y cerrar en forma de media luna. Para sellar mejor, presionar el borde con el dorso de un tenedor.

Forrar la bandeja del horno con papel de hornear untado con mantequilla. Colocar las empanadillas e introducir en el horno precalentado a 180 °C. Hornear durante 25-30 minutos o hasta que estén doradas.

Sacar del horno y espolvorear con canela y azúcar glas. Servir calientes o frías.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *